Un apoyo para la seguridad de los niños

Consumer Reports magazine: 08-2015

Nuestras nuevas y estrictas pruebas de seguridad para los asientos infantiles para el auto les permite a los padres hacer una compra más inteligente

boy in car seat

Hace un año, Consumer Reports inauguró un nuevo protocolo de pruebas de choque para evaluar los asientos para niños; una prueba que, creemos, mide la seguridad relativa potencial de los asientos para niños en condiciones que representan mejor el interior real de un vehículo. En la primera ronda de evaluaciones con nuestra prueba nueva se incluyó el lote actual de asientos para bebés, y actualmente se están sometiendo a prueba los asientos convertibles. Expandiremos su uso a otros tipos de asiento en los próximos años.

Tomamos este punto de partida porque la norma federal para los asientos para niños tiene más de 30 años. Especifica una prueba de choque frontal a 30 mph con maniquíes equipados que simulan ser un bebé o niño. Pero como es una evaluación con solo dos modos: pasar o fallar, no es muy útil para los consumidores que buscan comparar una serie de marcas.

Consumer Reports empezó a realizar sus propias pruebas de choque para asientos infantiles en la década de 1970 y utilizó la norma gubernamental como base desde la década de 1980. Pero los autos y los asientos para niños evolucionaron más rápido que la norma, así que realizamos algunas modificaciones. Nos propusimos determinar qué asientos ofrecen un margen adicional de seguridad al evaluar condiciones que fueran más reales.

Cómo ayuda a los consumidores nuestra nueva prueba

girl in carseat Carga sana y salva
El ajuste adecuado del cinturón y del arnés brinda protección óptima.

En algunos aspectos, nuestro nuevo procedimiento de prueba no es tan diferente respecto de nuestras pruebas tradicionales. El asiento infantil se sigue montando en un trineo sobre rieles, que simula el asiento de un vehículo. Una embestida golpea la parte inferior del trineo, iniciando el evento de “choque”. Pero nuestra prueba nueva representa una mejora respecto del antiguo protocolo en cuanto a algunos puntos:

• Cambiamos el amortiguador del asiento donde se monta el asiento para niños, y adoptamos uno con dimensiones y un nivel de firmeza más parecido a los asientos de autos contemporáneos.

• Elevamos la velocidad de impacto de 30 mph a 35 mph. Esto aumenta la energía de choque aproximadamente en un 35% y reproduce mejor el comportamiento de los vehículos durante choques frontales.

• Incorporamos una superficie que imita el respaldo del asiento delantero. Las investigaciones demuestran que los niños se lesionan más frecuentemente en choques frontales porque se golpean la cabeza contra el respaldo del asiento delantero o algún otro objeto que esté en el interior del vehículo.

Nuestros puntajes globales se siguen basando en 3 factores principales: facilidad de uso, ajuste al vehículo y rendimiento en la prueba de choque. Los primeros dos factores son los de mayor peso porque son consideraciones fundamentales que afectan la vida diaria del consumidor. Si el cuidador de un niño no puede conectar el dispositivo de retención correctamente, el asiento infantil no puede brindar la protección óptima, independientemente de su rendimiento en la prueba de choque.

La protección contra choques en nuestra prueba nueva se califica con una escala de 3 puntos: Básica, Mejor y Superior. Las calificaciones se basan en lo siguiente: los criterios de lesión para maniquíes de tamaño infantil, si hubo contacto directo entre la cabeza del maniquí y el respaldo del asiento delantero simulado, y si el asiento del auto permaneció intacto durante el transcurso de la prueba.

Se les asignó la calificación de protección Básica a los asientos con que la cantidad de lesiones fue significativamente mayor que lo medido en otros modelos evaluados o que tuvieron alguna falla estructural. Los asientos con calificación Básica ofrecen una protección mucho mejor que la falta de asiento, pero un asiento de protección Mejor o Superior ofrece un margen de seguridad mayor.

El asiento correcto en el momento correcto

car seat

Esperar a que la madre empiece con el trabajo de parto es demasiado tarde para tomar una decisión sobre el asiento infantil. No solo necesitarás uno para llevar a tu recién nacido del hospital a tu casa, sino que en los primeros años de vida de tu hijo también necesitarás una serie de asientos diseñados para diferentes edades y tamaños. Incluso los padres experimentados pueden sentirse confundidos acerca del tipo de asiento correcto y cuándo cambiarlo por el siguiente. A continuación hay una guía acerca de los diferentes tipos de asiento, un calendario útil para el momento de transición de tu hijo hacia el siguiente asiento y las Calificaciones principales de cada uno. Y como la instalación de los asientos para niños puede ser un problema, añadimos consejos prácticos para que la realices bien.

 

Calendario del asiento para auto por edad y tamaño

car seat chart

Estos cálculos, basados en buenas prácticas y los límites de estatura/peso del asiento infantil, son nuestras recomendaciones en cuanto a la cantidad mínima de asientos que necesitarás hasta que tu hijo esté listo para usar solo el cinturón de seguridad del vehículo.

Es importante utilizar el tipo correcto de asiento a fin de garantizar que continúe siendo seguro y cómodo, y que tenga un buen ajuste para tu hijo. Si gastas más, no necesariamente conseguirás el asiento con el mejor rendimiento, pero tal vez te ofrezca más funciones. Muchos modelos de precio intermedio tienen un rendimiento igual o mejor que el de los modelos más caros. Los asientos se pueden volver a utilizar, pero tienen fecha de vencimiento. Y debes dejar de utilizar el asiento después de un choque o si sufre cualquier daño.

Asientos para bebés orientados hacia atrás

$55 a $300
(para niños de entre 4 y 40 libras)

car seat

Los asientos para bebés tienen una base desmontable, una característica de gran comodidad porque les permite a los padres cargar al niño o colocar el asiento en un cochecito compatible. Nuestras pruebas demuestran que también ofrecen el mejor ajuste para los bebés más pequeños. Si bien estos asientos están diseñados para adaptarse a bebés que pesan hasta 40 libras, la mayoría de los niños dejan de usarlos por la estatura primero. Esto significa que necesitarás un asiento convertible para mantener a tu niño mirando hacia atrás hasta su segundo cumpleaños.

Asientos convertibles

$40 a $450 (orientado hacia atrás para niños de entre 5 y 45 libras, orientado hacia adelante para niños de entre 20 y 70 libras)

Los asientos convertibles se pueden utilizar en dos direcciones: hacia adelante o hacia atrás. Se recomienda que los niños sigan mirando hacia atrás hasta su segundo cumpleaños. Si bien te puedes sentir tentado a usar asientos convertibles para los recién nacidos, la mayoría no ofrecen un buen ajuste para los bebés pequeños, y pierdes la cómoda opción de tener el cargador desmontable que traen los asientos para bebés. Una vez que el niño alcanza los 2 años de edad o el límite de estatura o peso para ubicarse mirando hacia atrás, se puede colocar el asiento en la posición que mira hacia adelante. Muchos tienen límites de 65 libras o más.

Asiento elevador para colocación del cinturón

$14 a $300 (para niños de entre 30 y 120 libras)

car seat

Cuando tu hijo esté muy grande para el asiento con arnés orientado hacia adelante, seguirá necesitando un elevador que permita que el cinturón de seguridad se asiente correctamente en su cuerpo. Los elevadores están diseñados para elevar al niño a la altura necesaria para colocarle el cinturón de seguridad del vehículo correctamente. Resultan necesarios hasta que el niño tiene la estatura suficiente para usar solo el cinturón, normalmente cuando alcanza una estatura de 57 pulgadas y tiene entre 8 y 12 años. Los elevadores con respaldo alto son una mejor opción porque incluyen algún refuerzo lateral, así como una guía para una mejor colocación del cinturón en los hombros.

 

Estrategias importantes de seguridad para una instalación y un ajuste adecuados

baby in car seat

El asiento de tu hijo se debe ajustar no solo a tu hijo sino también a tu auto. Si no puedes probar el ajuste del asiento antes de comprarlo, asegúrate de poder devolverlo o cambiarlo. Visita SafeKids USA (safekids.org) para obtener fechas y lugares donde pueden verificar tu instalación. Estos son algunos consejos para ayudarte a lograr un ajuste correcto:

• Lee cuidadosamente el manual del auto y del asiento.

• Comprueba la reclinación de los asientos orientados hacia atrás. Esto es fundamental, especialmente para los bebés. Un asiento demasiado derecho puede dejar que la cabeza del bebé se caiga hacia adelante, obstruyéndole la respiración.

La mayoría de los asientos tienen un indicador de nivel integrado.

• Los asientos para niños se pueden instalar usando los cinturones de seguridad de tu vehículo, pero con frecuencia es más fácil obtener un ajuste seguro con una HEBILLA.

• Sujeta y refuerza la cinta superior para todos los asientos orientados hacia adelante instalados con HEBILLA o cinturón de seguridad.

• Es posible que debas quitar el apoyacabeza del asiento trasero para permitir que el asiento orientado hacia adelante se ajuste adecuadamente contra el respaldo.

• Para asegurarte de que el arnés esté bien tirante, no deberías poder pellizcar más de 1 pulgada de tela a la altura del hombro del niño.

Más información

Para consultar las Calificaciones completas (disponibles para los suscriptores online) y una visión a fondo sobre qué asientos brindan la mejor protección contra los choques y ofrecen el mejor potencial para una correcta instalación, dirígete a nuestra sección de Car Seats en ConsumerReports.org.

_____________________


Inscríbete para recibir Lo Nuevo Para Ti - nuestro boletín mensual. Recibe contenido nuevo entregado directamente a tu correo electrónico.