Sobre Consumers Reports

Consumer Reports magazine: 01-2015

Nuestra misión

ratings blobs

Quiénes somos

Al enfrentar decisiones críticas sobre los productos y servicios más importantes, los consumidores son bombardeados con promociones, publicidad, opciones y opiniones. Es por eso que durante casi 80 años Consumer Reports ha empoderado a los consumidores con el conocimiento que necesitan para hacer mejores decisiones informadas y ha luchado en los sectores públicos y privados por que haya productos más seguros y prácticas de comercialización justas.

Para resumir, estamos dedicados a una idea perdurable: darle rienda suelta al poder de los consumidores capaz de cambiar el mundo.

Establecida como una organización independiente y sin fines de lucro en 1936, Consumer Reports sirve a los consumidores a través de sus calificaciones y evaluaciones imparciales de los productos, de su investigación, periodismo, educación pública y defensa.

Nos mantenemos firmes detrás del principio de que los productos y servicios de los consumidores deben ser seguros, efectivos, confiables y tener un precio justo. Insistimos en que los fabricantes, minoristas, agencias gubernamentales y otros sean transparentes y honestos. Abogamos por la verdad y la transparencia donde sea que haya información oculta o poco clara. Presionamos a las empresas para que aborden y resuelvan con rapidez los problemas que se presenten con sus productos y servicios.

Sin ningún tipo de restricciones publicitarias u otras influencias comerciales, hemos expuesto incansablemente los problemas de seguridad y salud pública más significativos y nos hemos esforzado por ser un catalizador que impulse los cambios en el mercado. Estas cuestiones han incluido aumentar el uso de cinturones de seguridad, reducir las infecciones adquiridas en hospitales, subrayar los peligros ocasionados por el cigarrillo, centrar la atención en los problemas de seguridad del agua y los alimentos, identificar los riesgos de seguridad de los vehículos, defender el acceso al cuidado de la salud y las protecciones financieras del consumidor y mucho más.

Nos conectamos con los consumidores a través de muchos canales, incluidas nuestras insignias, la revista Consumer Reports y el sitio web ConsumerReports.org, el trabajo de defensa y políticas de Consumers Union, la perspicacia financiera de la revista ShopSmart y una variedad de publicaciones y campañas sobre temas específicos. Cada año, tenemos expertos que someten miles de productos a evaluación en nuestros 50 laboratorios de vanguardia y en nuestra pista automotriz de pruebas de 327 acres. Tenemos defensores en distintas oficinas por todo Estados Unidos involucrados con más de 1 millón de activistas en línea a fin de presionar para que se realicen mejoras en el mercado de los consumidores. Nuestro Technology Innovation Center (Centro de Innovación en Tecnología) ubicado en New York City desarrolla nuevos conceptos para productos y servicios orientados al consumidor. Además, nuestra encuesta anual de más de 1 millón de suscriptores obtiene respuestas y comentarios vitales sobre decisiones al comprar, hábitos y experiencias de compras, lo que nos ayuda a promover nuestro trabajo para informar y proteger.

A través de todo lo que hacemos, Consumer Reports conjunta una orientación confiable e imparcial con casi ocho décadas de un inquebrantable compromiso para ayudar a los consumidores a tomar decisiones informadas. Enfocándose únicamente en las necesidades actuales y futuras de los consumidores, Consumer Reports sirve como el estándar de oro en información y defensa. Finalmente, la clave de nuestro éxito está en en ser y dar voz a los consumidores.

Conéctate con nosotros para compartir tus comentarios en FacebookTwitter, y YouTube.

_____________________


Inscríbete para recibir Lo Nuevo Para Ti - nuestro boletín mensual. Recibe contenido nuevo entregado directamente a tu correo electrónico.

Nuestro trabajo


En febrero de 1936, un dedicado grupo de profesores, líderes sindicales, periodistas e ingenieros fundaron Consumers Union. Explora algunos de los momentos destacados de nuestra historia a través de nuestra  cronología y nuestra galería de fotos antiguas.

Desde su primera edición en 1936, Consumer Reports (CR) nunca ha aceptado anuncios pagados. Sin ningún tipo de presión de parte de los anunciantes ni influencias comerciales, Consumer Reports ha abordado algunos de los problemas de seguridad más difíciles del momento, mediante la evaluación de nuevos productos y tecnologías y advirtiendo sobre los posibles peligros. Desde cinturones de seguridad hasta el estroncio 90, pasando por cortadoras de césped hasta cerraduras y vehículos peligrosos hasta calentadores, Consumer Reports ha estado a la vanguardia informando sobre los riesgos y esforzándose por mejorar la calidad del mercado para los consumidores.

A continuación se muestran 10 instancias donde las pruebas e investigaciones pioneras de la organización han sido reconocidas por marcar una diferencia en lo que respecta a mejorar la salud y seguridad de los consumidores.

1. Cinturones de seguridad, 1956-1968. En 1956, los ingenieros automotrices de Consumer Reports realizaron un descubrimiento perturbador mientras evaluaban cinturones de seguridad: 26 de 39 cinturones, la enorme cifra de dos tercios, no cumplieron ni siquiera con las pautas más modestas. Las hebillas se rompieron y las bandas se desgastaron durante las pruebas estáticas; otras no pasaron nuestras pruebas de choque simuladas. Los resultados motivaron a Consumers Union (CU), un constante defensor de los cinturones de seguridad como equipamiento estándar en un momento en que eran apenas una opción, a reclamar mejores cinturones y, posteriormente, solicitar normas federales que incluyeran pruebas de choque reales. CU evaluó cinturones de seguridad con regularidad hasta que el gobierno declaró la obligatoriedad de su incorporación en los asientos delanteros de todos los automóviles nuevos en 1968.

2. Cigarrillos, 1953-1964. Las investigaciones y pruebas independientes de cigarrillos de Consumer Reports comenzaron en 1953 cuando la revista intentó separar para sus lectores los mitos, en la publicidad de los fabricantes, de la realidad y los posibles riesgos para la salud que presentaba fumar diariamente. El trabajo de Consumer Reports culminó una década más tarde con la publicación del informe de Consumers Union sobre fumar y el interés público (The Consumers Union Report on Smoking and the Public Interest), que vendió más de 50,000 copias para noviembre de 1963. El trabajo de Consumers Union fue utilizado por el Comité de Asesores sobre Fumar y Salud de la Dirección General de Salud Pública (Surgeon General's Advisory Committee on Smoking and Health) al seleccionar el significativo informe de 1964, con el que se advirtió al país sobre la amenaza que representaban los cigarrillos para la salud pública.

3. Estroncio 90, 1958-1963. Las pruebas de Consumers Union de 1958 para determinar la cantidad de estroncio 90 en muestras de leche vendida en 50 ciudades de EE. UU. y Canada constituyó el primer control a gran escala sobre la exposición de los consumidores a los efectos secundarios de las pruebas con armas nucleares. En proyectos posteriores, CU extendió sus estudios a encuestas integrales de diversos elementos radioactivos en la dieta total. La encuesta mostró un peligro potencial para los consumidores y obligó a que el gobierno federal ampliara su control de efectos secundarios. El trabajo de CU también ayudó a fomentar el apoyo público para el tratado de prohibición de los ensayos nucleares en 1963.

4. Hornos de microondas, 1973-1976. En 1973, Consumer Reports evaluó lo que era en ese entonces un nuevo artefacto de lujo para el hogar, el microondas. A través de estrictas pruebas, los ingenieros de Consumer Reports encontraron que los productos dejaban escapar radiación a niveles que no estaban seguros que no fueran dañinos. Consumer Reports emitió una advertencia de “no recomendado” para toda la gama de productos y presentó demandas ante el gobierno, lo que finalmente dio como resultado sellado mejorado de las puertas y etiquetas de advertencia en los microondas donde se informaba a los consumidores cómo evitar una posible exposición a energía excesiva del microondas.

5. Seguridad del suministro de agua, 1974. En 1974, Consumer Reports publicó una destacada serie en tres partes sobre la seguridad del suministro de agua en Estados Unidos, donde afirmaba que los sistemas de purificación de agua de muchas comunidades no se habían podido mantener con el ritmo en ascenso de los niveles de contaminación y que muchos suministros de agua de diversas comunidades podrían haber sido contaminados con posibles agentes cancerígenos. Los informes, que recibieron el primer Premio nacional a una revista, tuvieron un papel fundamental en la promulgación de la Ley de Agua Potable Segura, en diciembre de 1974 por parte del Congreso, lo que propició la realización de investigaciones sobre la seguridad del agua potable a niveles locales.

6. Asientos de seguridad infantiles,  de 1972 a la actualidad. Gracias en parte a su defensa y a sus evaluaciones, los asientos de seguridad para niños han avanzado mucho desde que Consumer Reports los incluyó en las pruebas de choque para la publicación de la revista en agosto de 1972 y donde clasificó a 12 de 15 como “No aceptables”. Entre 1972 y 1977, Consumer Reports realizó pruebas en los asientos infantiles 4 veces. Esto hizo que fuera la única publicación que en ese entonces realizó pruebas de choque en los asientos infantiles de manera regular reportando los resultados tanto a los consumidores como al gobierno. Al día siguiente que Consumer Reports dio a conocer su informe de 1974, el gobierno propuso una enmienda más sólida para la retención infantil y, a partir del 1º de enero de 1981, todos los fabricantes de asientos de seguridad para niños tuvieron que certificar que sus asientos pasarían una rigurosa prueba de choque. En la actualidad, Consumers Union continúa evaluando los asientos infantiles y sus expertos regularmente proporcionan comentarios al gobierno sobre propuestas de nuevas normas.

7. Cortadoras de césped, 1974-1983. Preocupados por el estimado de que 161,000 personas que sufrían lesiones por año, incluidas amputaciones, cuando su cuerpo entraba en contacto con una cuchilla en movimiento, los miembros de la Comisión de Seguridad de Productos del Consumidor de EE. UU. (Consumer Product Safety Commission, CPSC) seleccionaron a Consumers Union para desarrollar una nueva norma de seguridad para las cortadoras de césped. Entre las características de seguridad recomendadas por Consumers Union que se convirtieron en obligatorias bajo el estándar final estuvo el llamado  “control de hombre muerto”, donde para hacer que la cuchilla gire se debe mantener presionado un botón y que al dejar de presionarlo la cuchilla se detiene dentro de los 3 segundos siguientes. En 1983, a pesar de una batalla de presión política con la industria de equipos eléctricos para exteriores que duró casi una década, los consumidores pudieron finalmente comprar las cortadoras de césped con las nuevas funciones.

8. Calentadores de queroseno, 1982. Cuando los ingenieros de Consumer Reports evaluaron los calentadores de queroseno sin ventilación al exterior en 1982, los declararon a todos como una clase intrínsecamente peligrosa debido a su potencial peligro de incendio y posible fuente de contaminación del aire en interiores y, por esta razón, recomendaron los calentadores eléctricos como una opción más segura. Basándose en estos hallazgos, Consumers Union apeló a la CPSC para volver a evaluar los peligros que presentaban las estufas para la seguridad y la salud. Poco tiempo después de que apareciera el informe, la CPSC lanzó una investigación que duró 8 meses con un costo de $800,000. El informe de la CPSC hizo eco en las preocupaciones de Consumers Union y la asociación comercial de la industria expresó que implementaría de manera voluntaria los cambios recomendados por la CPSC orientados a reducir las quemaduras por contacto, los incendios por estallidos y los contaminantes emitidos por los calentadores, oportunamente para la temporada de 1984 a 1985.

9. Cerraduras de puertas, 1990-1998. En un informe de febrero de 1990 sobre cerraduras de puertas, Consumer Reports descubrió en su primera rueda de pruebas que una simple patada era, por lo general, suficiente para vencer la resistencia de una puerta. La parte de la cerradura que cedía era normalmente la plancha de cerradura, una placa de metal que se fija al montante de la puerta y recibe el cerrojo o pestillo de la cerradura. Para la segunda rueda, los ingenieros reemplazaron de manera proactiva los típicos tornillos cortos de la plancha de cerradura con tornillos de 3 pulgadas, lo que mejoró el rendimiento de algunas de las cerraduras, incluidas casi todas las cerraduras con pestillo de resorte montadas en la superficie. Cuando Consumer Reports volvió a evaluar las cerraduras de puertas para la publicación de septiembre de 1998 encontró que muchas de las cerraduras venían con una significativa plancha de cerradura con tornillos de 3 pulgadas.

10. Vuelco de vehículos, 1988-actualidad. Consumer Reports ha seguido pocos problemas de seguridad tan de cerca como los vuelcos de los vehículos deportivos utilitarios (SUV). La organización primero le solicitó a la Administración Nacional para la Seguridad Vial (National Highway Traffic Safety Administration, NHTSA) una norma de seguridad en 1988 para mantener a los vehículos propensos a voltearse fuera del mercado. Pero no fue sino hasta después de la debacle de Ford/Firestone en el año 2000 que el Congreso finalmente le ordenó a la NHTSA desarrollar pruebas de vuelcos dinámicas. Consumers Union testificó en ese momento que la información basada en las pruebas de vuelcos dinámicas de los SUV era necesaria para que los consumidores pudieran seleccionar vehículos más seguros. En octubre de 2003, Consumers Union elogió el estricto protocolo de pruebas dinámicas que la NHTSA anunció que usaría en su programa de información sobre vuelcos. La organización está actualmente presionando a la agencia para que se haga aún más clara la presentación actual de la información, de modo que los consumidores puedan discriminar de manera significativa entre la seguridad de los distintos modelos.

_____________________


Inscríbete para recibir Lo Nuevo Para Ti - nuestro boletín mensual. Recibe contenido nuevo entregado directamente a tu correo electrónico.